¿Qué es una madre de día?

Las madres de día se posicionan como una alternativa a la escuela infantil para atender a los niños “como en casa” con una atención más personalizada.

¿Cómo trabaja una madre de día?

Las Madres de Día son pedagogas o educadoras profesionales y ofrecen en sus propios hogares un servicio de atención y cuidado al menor hasta los 3 años, con un máximo de 4 niños por casa. Son hoy en día una clara y segura alternativa para la conciliación familiar, acogiendo en sus propios hogares, perfectamente adaptados con medidas de higiene y seguridad, a un grupo reducido de niños y niñas donde puedan seguir creciendo, aprendiendo y jugando como en su casa, mientras sus papis hacen sus tareas.

Las Madres de Día, con amor, paciencia, tiempo y dedicación, acompañan a los niños y a sus familias en el desafío que es para ellos el día a día, y ofrecen una respuesta de calidad en la tarea de la educación y cuidados de sus hijos. Estas educadoras ponen también especial énfasis en el asesoramiento a las familias, apoyando y ayudando a resolver todas aquellas dudas y procesos que van surgiendo en la crianza.

¿Cómo es el ambiente con los niños en una madre de día?

En un ambiente sereno y lleno de amor, donde se respetan los ritmos de cada niño, logran que los niños desarrollen con seguridad su autoestima, la confianza en sí mismos, en su cuerpo, en sus fuerzas y en sus habilidades. Gracias a esta atención y cuidados verdaderamente individualizados, la integración del pequeño a un centro alternativo al hogar familiar se produce de forma progresiva, respetando el vínculo tan poderoso y presente de la madre con el niño, y respondiendo a sus verdaderas necesidades.

Sobre las madres de día

Esta profesión, que en Estados Unidos, Alemania, Francia, Inglaterra, etc.., cuenta con largos años de trayectoria, en la actualidad en nuestro país está regulada por varias comunidades autónomas, entre ellas, la Comunidad de Madrid, y es por ello que encontramos Madres de Día en casi todos los barrios y municipios cercanos. Este es el caso, por ejemplo, de Ana López del Hierro, Educadora Infantil y Madre de Día desde hace unos años en Boadilla del Monte, Madrid, donde dirige su Espacio de Crianza, Casa-Nido La Cigüeña. En un bonito chalet con jardín, debidamente adaptado para los chiquitines, con áreas de juego, alimentación, higiene y siesta, acoge hasta un máximo de 4 niños en edades que van desde bebés de 8, 9 meses hasta niños y niñas de 3, 4 años. En este Nido de Ana, los pequeños conviven y crecen sin prisas, como en una familia, juegan, pintan, hacen pan y galletas, salen al jardín, respiran aire libre, cantan y ven cuentos, comen y duermen, hasta que son recogidos por sus padres. Ofrecer un espacio como el Nido La Cigüeña, donde los pequeños participan en el juego libre, con estímulos auténticos y materiales naturales, y que ellos puedan ser los protagonistas de su propio desarrollo, ha sido para Ana el principal motivo para poner en marcha su espacio de Crianza en su propio Hogar. “Aquí se les ve y se les siente tranquilos.. vamos despacito, cada día es un día nuevo, y sus necesidades en el Nido quedan cubiertas”, asegura Ana.

Es por ello, también, que los ritmosson tan importantes: a diario en un Hogar de Madre de Día, el juego libre tiene un papel primordial, también las canciones y cuentos en relación a las estaciones del año, pero también los cuidados, su higiene, la alimentación con productos ecológicos, y las siestas, siempre en un mismo horario y con las mismas rutinas. Estos aprendizajes, que se repiten a diario, el niño pequeño los integra de forma natural y sencilla, con gran alegría y con una gran autonomía. Estos quehaceres diarios, le hacen sentir bien, y crecer de forma saludable y segura, le hacen ser partícipe de su propia vida y gracias a ellos el niño más pequeño puede desarrollar su psicomotricidad, sus aprendizajes significativos, en definitiva, desarrollar su contacto con el mundo real, siempre bajo la mirada atenta, confiada y amorosa de la Madre de Día.

Info sobre madres de día: https://www.redmadresdedia.com/

Aportación de contenido de:  Ana López del Hierro. Tiene una Casa- Nido La Cigüeña en  Boadilla del Monte.

Deja un comentario